Martes 18 de Diciembre de 2018

Provincia recurre a la Iglesia para reforzar la contención social

Frente a las cifras alarmantes del INDEC, María Eugenia Vidal junto a los ministerios de Desarrollo Social de Nación y Provincia le darán mayor impulso a la ayuda de Cáritas y los grupos evangélicos.

El Gobierno de la Provincia de Buenos Aires pidió a la Iglesia Católica y, por primera vez, a las iglesias evangélicas intensificar el reparto de la ayuda en el Conurbano. Participan ahora en la distribución de 400.000 kilos de leche en polvo y de 120.000 módulos de asistencia alimentaria con doce productos para cumplir con las necesidades nutricionales.

La iniciativa fue coordinada con la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y puesto en marcha por la ministra de Desarrollo Social de la Nación, Carolina Stanley, y el titular de esa misma cartera en Provincia, Santiago López Medrano.

Esto se da en el marco del índice de pobreza del INDEC, que saltó de 25,7 a 27,3 por ciento; y la desocupación, del 8,7 al 9,6.

Si bien la Iglesia ya venía colaborando, Vidal, Stanley y López Medrano acordaron darles mucho mayor impulso y visibilidad a Cáritas nacional y a todas las sedes del Conurbano, junto a los obispados de todas las diócesis de la provincia.