Jueves 13 de Diciembre de 2018

Cada vez más lejos de Cambiemos, ConVocación se acerca al Frente Renovador

El partido político ConVocación de San Isidro, que no quiso ir a internas dentro de Cambiemos en las últimas elecciones, toma decisiones que lo alejan cada vez más del partido que dicen apoyar en el plano nacional y provincial.

La última foto que difunde la propia fuerza, muestra a los principales integrantes de ConVocación reunidos con el intendente del Frente Renovador Luis Andreotti (San Fernando). Es otro intento de este partido, que nació como vecinal, de sumar apoyos entre votantes de otras fuerzas políticas consolidadas.

Votantes de este partido se muestran cada vez más desconcertados por el vaivén político-ideológico de ConVocación: acercamiento a ex possistas (cuando siempre denostaron al possismo); alianzas legislativas con el kirchnerismo para avalar las ocupaciones ilegales e incluso apoyo a cortes de calles participando de manifestaciones con la izquierda.

Se le reclama a este partido una incoherencia axiológica: hace unas semanas se conoció que ConVocación contrató cinco asesores por cada Concejal, lo que representa un gasto mensual de más de 670.000 pesos, lo que da una cifra de casi 9 millones de peso por año en “asesoría” (o en la jerga común: ñoquis).

Parte del distanciamiento de ConVocación con Cambiemos, se dio también porque En San Isidro, promovió fuertemente el rechazo a un proyecto que el Presidente Mauricio Macri impulsó para que el actual golf privado de Villa Adelina se destine en un 60% a espacio público abierto. Denunciaron “intereses del intendente”, pero lo cierto es que el área que lo impulsaba era una agencia dependiente de Nación, bajo la órbita del macrista Guillermo Dietrich que tenía indicaciones del presidente para recuperar para los vecinos ese predio privado.

Otro enfrentamiento con Cambiemos se dio en el Concejo Deliberante de San Isidro por el rechazo de esta fuerza, junto al kirchenirsmo y el Frente Renovador, a la ley de María Eugenia Vidal para la presentación de declaraciones patrimoniales de los funcionarios públicos. Y, más reciente en el tiempo, por el rechazo de un proyecto de Cambiemos San Isidro para adherir a la ley de ética pública impulsada por la gobernadora.

En ConVocación adujeron que querían crear una oficina, con personal remunerado, para ese fin. Sin embargo, otros municipios adhirieron a la ley de Vidal, sin la necesidad de crear más estructuras onerosas para los vecinos.