Lunes 26 de Octubre de 2020

El delivery de comida online superaría los USD 1.075 millones en 2024 en Argentina

La modalidad ha crecido fuertemente durante la pandemia, de la mano de las apps dedicadas al rubro y pese a la caída generalizada de la economía. Por ello, parece haber llegado para seguir en alza por varios años.

Es una de las pocas industrias del mundo que tuvo un notorio repunte durante la pandemia, ante el crecimiento de la cantidad de usuarios debido a la imperiosa necesidad de recibir sus productos en su domicilio. Esto hizo que tanto el delivery tradicional de comida como aquellos otros servicios que antes podían ir a comprarse como los supermercados y farmacias también se sumen a esta nueva modalidad, que lejos de detenerse parece entrar en una nueva fase que signará nuestras vidas a futuro.

En el caso puntual de la industria del delivery de comida online, las proyecciones realizadas por la firma Statista señalan que para 2024 el negocio tendrá un valor neto de 1.075 millones de dólares, una cifra bastante elevada para las actividades nacionales, en particular en un contexto de caída de la producción generalizada y un estancamiento del consumo que está generando grandes pérdidas de muchos rubros, no sólo a nivel nacional, sino también en todo el mundo. Las proyecciones más optimistas de muchas economías, incluyendo aquellas más grandes, estiman una caída de alrededor del 10% en el mejor de los casos.

Esto llevó, por supuesto, a la reinvención de muchos negocios, pero en particular los gastronómicos, que encontraron en el delivery una herramienta muy particular para solventar estas posibles pérdidas y continuar ofreciendo sus servicios. Esto llevó a que muchos se conviertan, algunos a más velocidad que otro, pudiendo ahora encontrar en las plataformas web de delivery como la de PedidosYa.com.ar desde las clásicas milanesas como las que envía Viva la Mila, hasta productos de farmacia, supermercado y hasta comida para mascotas.

Revolución del delivery

Este nuevo movimiento o desplazamiento de los negocios está llevando a que cada vez más negocios se sumen a la tendencia, buscando encontrar en estas grandes bases de clientes como la de las plataformas web un increíble aliado a la hora de hacer llegar sus menús y hasta realizar una vidriera de sus ofertas. Se trata sin dudas de una ventaja que están tomando nota no sólo aquellos negocios que venden sus productos, sino también aquellas personas que prestan sus servicios, y quizás en el futuro también podamos encontrarnos con la posibilidad de pedir tanto un médico a domicilio como un plomero, mientras estamos pidiendo nuestra milanesa favorita.

Indistintamente de lo que se busque, lo que se entiende de este nuevo movimiento, es que el delivery llegó para quedarse, como un formato más que eficiente para realizar entregas y que además lleva a las personas a un nivel de comodidad que seguramente adoptarán a futuro para todas sus compras. Es que vivimos en una era en la que se prioriza la conveniencia por sobre todas las cosas, en la que todo aquel negocio que ofrezca algo distinto o bien más práctico para los usuarios será el elegido a la hora de comprar. La implementación de los pagos digitales, aumentó todavía más el interés de los usuarios, que en una época en la que se busca evitar el contacto y el uso de billetes, aparece como una panacea a la que pocos se pueden resistir.