Martes 22 de Octubre de 2019

Intendentes en alerta por la eliminación del Fondo Sojero

Repudiaron la medida al manifestar que la quita de ingresos tendrá repercusiones en la obra pública, la salud y la asistencia social de las comunas donde las demandas se multiplican por la situación económica del país. El PJ reclamó que se revierta la medida en forma “urgente”.

El Gobierno Nacional anunció hoy la eliminación del Fondo Federal Solidario, también conocido como “Sojero”, y de esa manera volvió a impactar sobre las arcas municipales.

La medida generó en principio, sorpresa por la inmediatez de su aplicación, dado que era un tema en agenda a tratar a mediano plazo, sin embargo las urgencias económicas aceleraron el proceso.

El repudio fue generaliza en las 135 comunas, sin distinción de color partidario. Y es que a la eliminación del impuesto  a la energía eléctrica y la adhesión al Pacto Fiscal, entre otras cuestiones, la Provincia y la Nación no han hecho más que limitar los recursos económicos de los gobiernos locales que según manifiestan, es imposible seguir ajustando en un contexto económico marcado por el desempleo y la recesión.  “En el hospital pasamos de 8 mil consultas a 18 mil, tengo 700 personas que se quedaron sin trabajo de la empresa que faenaba pollos y es cada vez más la gente que va a pedir comida al municipio”, contó el alcalde de Roque Pérez, Juan Carlos Gasparini,

Según un estudio preliminar realizado por el senador provincial Juan Manuel Pignocco y su equipo de economistas “la Provincia dejaría de percibir ingresos por $ 1.870 millones en lo que resta del ejercicio, y los Municipios $ 560 millones, modificando abruptamente las condiciones originales y los acuerdos establecidos en el presupuesto provincial”.

El impacto se vería directamente reflejado en la paralización de la obra pública tal como lo precisó Gustavo Walker, intendente de Pila quien además puso el alerta sobre los destinos del Fondo Educativo. “Nos están desinflando de todos lados” graficó.

Por su parte, Hugo Corvatta, jefe comunal de Saavedra,  calificó la medida de una "irresponsabilidad absoluta" por la falta de consulta previa. "Son fondos que ya estaban presupuestados. Es un gran inconveniente".

En tanto, el Partido Justicialista bonaerense  repudió la decisión “arbitraria y abrupta” y remarcó que representa una pérdida de más de 570 millones de pesos para los bonaerenses. En esa línea exigió revertir la medida de forma "urgente".