Miércoles 20 de Octubre de 2021

Kicillof anunció un aumento para la Policía, que había anunciado un paro

Para evitar otra medida de fuerza policial como la del año pasado, el gobernador les otorgará un 11% de incremento salarial. Los agentes de la bonaerense tenían convocada una “retención de tareas” para este viernes.

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, anunció que le otorgará un aumento de 11% al personal de la Policía y del Servicio Penitenciario. La medida surge en medio de una nueva ola de tensión interna en las fuerzas provinciales, que venían reclamando subas salariales y amenazaban con volver a las protestas.

Kicillof realizó el anuncio en un acto realizado en Olavarría del que también participó el ministro de Seguridad, Sergio Berni. El dato no es menor: en las últimas horas surgieron rumores sobre un quiebre en la relación entre el mandatario provincial y el ministro. Incluso hay quienes imaginan al funcionario fuera de la gestión pública en un futuro cercano.

El aumento en el salario de bolsillo será del 11% en este tramo y, con las subas ya otorgados en el año, implicará un incremento promedio de 46,5% en relación a diciembre de 2020.

El mandatario bonaerense adelantó además que el valor de la compensación por recargo de servicio, tanto para Policía (denominadas Cores) como para el personal del Servicio Penitenciario, se incrementará en noviembre hasta $180, lo que implica una suba de cuatro veces y media desde septiembre del año pasado.

Kicillof realizó ese anuncio durante una entrega de patrulleros que realizó esta mañana tras recorrer la Escuela de Policía “Juan Vucetich” descentralizada de ese distrito, con especialidad en Policía Rural. El año pasado, el gobernador sufrió una ola de protestas de policías que derivó en un aumento financiado con un recorte de la coparticipación a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y una pelea política entre el presidente Alberto Fernández y el jefe de Gobierno de la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta.

“Cuando asumimos, teníamos tierra arrasada. Hubo una caída en los salarios de todos los trabajadores del Estado en los 4 años anteriores. Fue del 20% para trabajadores administrativos, de salud y educación. Esa caída que en promedio fue del 20% tuvo su extremo en la policía: 25,7% cayó el salario real de los y las agentes”, describió el gobernador esta mañana. En ese marco, analizó que “era una policía sin equipamiento, sin inversión y con deterioro salarial” y rememoró que su administración, además de invertir 37 mil millones de pesos, invirtió en salarios.

“Primero, equiparamos el salario de la policía de la provincia al de las fuerzas federales porque nuestros agentes no tienen por qué ganar menos. Ya este año llevamos dado incrementos salariales y ahora decidimos una nueva suba, cuyo alcance será de un 46,5″ anual”, dijo Kicillof y explicó que el objetivo es “recuperar lo perdido”.

A la vez, planteó que al asumir, “las horas Cores estaban $40″, recordó que su gestión las llevó a $123 y dijo: “Hoy vengo a anunciar que las vamos a llevar a $180, se van a ver multiplicadas por 4,5 respecto a cuando asumimos”.